Historia de la A. M. S. y D. Atlético de Rafaela

El nacimiento (1907 – 1914)

El primer estadio (1907)

Avenida Santa Fe y las calles Belgrano, Las Heras e Intendente Giménez marcaban los límites del terreno que alquiló Atlético para trazar su primera cancha que medía 100 metros de largo por 70 de ancho; sobre esas marcas colocó los arcos para disputar los primeros encuentros. El club arrendó el lugar por dos años al precio de 5 pesos mensuales.

El debut (1907)

Y llegó la hora del debut. Atlético Argentino de Rafaela recibe en su primer partido de toda la historia al Atlético de Gálvez, conjunto que traía unos cuantos pleitos como experiencia. Con camiseta mangas largas con rayas azules y blancas horizontales, pantalón blanco hasta las rodillas y medias negras, sale a la cancha por primera vez Atlético, aplaudido por la multitud de aficionados presentes, en su gran mayoría vestidos de saco, corbata y sombrero. Rafaela estaba de fiesta, era el debut de sus muchachos. J. Buffa, Belisario Bellotti, Mario Claverie, Alberto Santucci, Atilio Brambilla, Luis Sanguinetti, Ermindo Bertolaccini, José Dardati, Roque Riva, Felipe Perch, F. Podio y los hermanos Audri. Los trece primeros jugadores que saltaron a la cancha en nombre del Atlético rafaelino el viernes 3 de mayo de 1907. La mayoría usaba por primera vez botines, otros utilizaron alpargatas.

El partido lo ganó por 2 a 1 el cuadro de Gálvez, pero al margen del resultado, la presentación oficial se transformó en un gran éxito y esto hizo que se concreten de manera inmediata nuevos encuentros. Con algunas incorporaciones, modificaciones y la madurez futbolística que le dio la competencia en unos meses de trabajo, el primer equipo empieza a realizar campañas brillantes y sus triunfos cobran notoriedad en toda la región. Cartas y telegramas era el sistema más elegido para invitarse a un enfrentamiento o partido. La comisión directiva debía asentar en acta y aprobar la propuesta mediante votación y así quedaba concretado el pleito que periódicos locales y regionales daban a conocer con el detalle del día y el lugar del encuentro.

Los jugadores de Atlético se habían convertido en auténticos deportistas que sembraban simpatía, amistad y caballerosidad, formando vínculos afectivos muy fuertes. Así llegaron las primeras conquistas y muchas invitaciones de todas partes para ver y jugar contra ese cuadro del que tanto se hablaba.

El segundo estadio (1914)

En 1914, el club alquiló un segundo predio donde hoy, en 2007, se encuentra el Colegio Nacional. El contrato fue por cuatro años y $ 10 mensuales.

En junio de ese año el campo de juego fue cercado por un alambrado de 2 m de alto, contenido por 114 postes de 2,70 m de altura. Además se colocaron 10 bancos para uso del público.

El predio del estadio (1921 – 1925)

En 1921, por iniciativa del entonces presidente Octavio Zóbboli, la cuadra donde está actualmente el Estadio Monumental , marcada por las calles Urquiza, Primera Junta, Víctor Manuel y Dentesano, más la manzana donde hoy se encuentra la escuela Centenario (ex Escuela Normal). El predio tenía 210 m de norte a sur y 130 m de este a oeste.

El 1 de agosto de 1921 surge una propuesta para la compra de esos terrenos y se acuerda que la primera cuota sea de $ 10 000. El 9 de noviembre de ese mismo año, el presidente informa que el club tiene en caja $ 7.600, recaudados en la feria del 25 de mayo; que ya está en marcha la rifa de un automóvil Ford y que ya fueron solicitados $ 5.000 a la Municipalidad y $ 20.000 al Gobierno provincial por lo que se resuelve la adquisición del lugar.

En 1922, el club decide alambrar todo el predio. La cancha de fútbol estaba marcada de norte a sur con un arco del lado de calle Primera Junta y otro en Dentesano.

En 1923 se construye una tribuna para los espectadores del fútbol.

En 1925, el Banco Provincial de Santa Fe aprueba un préstamo hipotecario de $ 35.000, dinero que permite escriturar y saldar la deuda de los terrenos que actualmente ocupa en barrio Alberdi.

Participación en la Liga Santafesina (1931 – 1947)

El 24 de junio de 1931, tres dirigentes: Julio César Carnelli, de Colón; Luis Anello, de Unión y Fernando Albornoz, de Gimnasia y Esgrima, reunidos en la sede de este último, resolvieron fundar una sociedad civil denominada Liga Santafesina de Fútbol. Además, decidieron incorporase Almirante Brown y Ferrocarril Santa Fe con todos los derechos de los fundadores. Con estos cinco equipos se constituyó la primera división A y el 19 de julio de 1931 ya se iniciaron los torneos oficiales, incorporándose también Atlético de Rafaela.

El Primer título de la Liga (1946)

Fue en el año 1946 cuando por primera vez consigue el título de campeón, para luego con el tiempo convertirse en el más consagrado de la Liga Rafaelina de Fútbol.

El campeón del 46 realizó una gran campaña de 22 partidos con 13 triunfos, 4 empates y 5 derrotas. Con 83 goles a favor, un espeluznante promedio de casi 4 goles por partido. Mientras que su arco recibió 40 . Un gran equipo que tenía en sus filas, entre los más destacados, al inolvidable Irineo “Queirolo” López, la experiencia del “Chano” Segovia, Miguel y Juan José “Pinoto” Tiraboschi y un gran goleador como Laurentino Pérez.

El camino al fútbol de la AFA

El año 1988 comienza con un Atlético futbolísticamente demoledor, ganó con absoluta comodidad el campeonato clasificación de la Liga Rafaelina y se adjudicó el 50 % restante de los derechos para participar del torneo del interior 1988/89. El otro 50% ya lo tenía depositado luego de aquella definición histórica con 3 finales ante 9 de Julio en 1987 cuando al almanaque se le caían los últimos días.

El 2 de octubre de 1988 en la ciudad de Esperanza a pocos kilómetros de Rafaela, Atlético inicia su marcha triunfal por el torneo del interior, nada iba a pararlo hasta lograr el ascenso al Nacional B. A la base del equipo que venía jugando en la liga, se suman como refuerzos provenientes de clubes rafaelinos Walter Gómez y Osvaldo Mazo de 9 de Julio y Segovia perteneciente a Sportivo, agregando a esto la flamante y experimentada adquisición de un zaguero como Pablo de las Mercedes Cárdenas ya en el ocaso de su larga trayectoria. En la primera etapa del torneo del interior Eduardo Gentile siguió al frente del equipo, luego tomó el mando Horacio Bongiovanni, juntos crearon, desarrollaron y coronaron una campaña descomunal e inigualable forjada por un equipo invencible. 24 partidos invicto con 17 victorias y 7 empates. El puntaje ideal era de 48 puntos y Atlético obtuvo 41. Anotó 58 y sólo le hicieron 12.

El inolvidable 4 de junio de 1989

Una fecha para los “cremosos” comparable con el 24 y el 31 de diciembre, es decir imposible de olvidar. Sucedieron muchos éxitos luego de esta conquista pero aquí hay un cariño, un afecto especial, un sentimiento que va más allá de cualquier otra experiencia que tenga mayor valor. Esta fue la base de los grandes galardones del futuro, fue la piedra fundacional no sólo de Atlético sino del fútbol rafaelino que se lanzaba definitivamente al país. Atlético viajo a Jujuy con cierta tranquilidad, la que le daba el 3 a 1 conseguido en Rafaela el 28 de mayo y con una fuerza interior que lo hacia imbatible porque se sabía superior al rival y así lo demostró con un 3 a 0 como para que no queden dudas. Todo salió como debía ser por que la fe y el trabajo premiaron a la ilusión de cientos de hinchas que se fueron hasta al norte del país para volver con el ascenso al fútbol grande ese que hace tiempo estaba reclamando la presencia de los gringos de la llamada Perla del Oeste.

Horas y días de festejo

Cuando el arbitro del partido Carlos Álvarez de Toledo marcó el final del partido en la lejana tierra jujeña ante la sobresaliente presencia de las gigantescas chimeneas del Ingenio Ledesma los puños se apretaron, los gritos afloraron, los abrazos fueron intensos y las lágrimas y las sonrisas eran cómplices, allá en el norte y más acá en toda Rafaela, donde la radio fue portadora de la gran noticia. La gente de allá en la cancha, en las tribunas y en el vestuario. La gente de acá en las casas, en las calles, en la plaza 25 de mayo, en las avenidas principales, en los barrios. El fútbol rafaelino había logrado una proeza y la pueblada así lo demostraba, todos sabían que en adelante muchas cosas cambiarían para los futboleros y los ciudadanos comunes. Muchas cosas serían distintas. Al día siguiente, el lunes 5 de Junio el show continuaba, había que recibir a los héroes. Cientos venían en caravana y miles los estaban esperando. La fiesta fue grande, kilómetros de cola con gente saludando con banderas, aplausos y ruido de cacerolas desde los costados de la ruta y de las calles, una autobomba se había transformado en un verdadera carroza de la alegría que transportaba a los jugadores y cuerpo técnico a pura sirena buscando llegar lentamente al palacio municipal, la Casa Rosada de los rafaelinos, ahí esperaba una multitud para el gran saludo triunfal de aquellos hombres que quedarán para siempre el sitial de una gesta inolvidable.

Codeándose con los Grandes (2003 – actualidad)

Después de 15 años jugando en la Primera B Nacional, Atlético logró el ansiado ascenso a Primera División, tras una brillante campaña en donde obtuvo el Torneo 2002/03. El club rafaelino jugó una temporada en el máximo estamento del fútbol, tras la cual fue derrotado en la Promoción por el descenso y perdió la categoría.

El 13 de enero de 2007 se cumplió el Centenario del nacimiento del club. Luego de terminar 3º en la temporada 2008/09 de la Primera B Nacional, debe jugar la promoción para ascender a Primera División frente a Gimnasia de La Plata, ganando el primer partido en condición de local por 3 a 0, con un triplete de Aldo Visconti. La revancha se jugó el 12 de julio de 2009 en La Plata, perdiendo Atlético por el mismo resultado y quedándose en el umbral del ascenso, porque la igualdad de goles en el resultado global favorecía al equipo que debía conservar la categoría.1 En el final de la siguiente temporada, el equipo logó llegar otra vez a la promoción, y su rival era de nuevo Gimnasia y Esgrima La Plata. En el partido de local, Rafaela ganó 1 a 0, pero de nuevo no tuvo suerte, y cayó 1-3 en la vuelta en el estadio de GELP.

El 21 de mayo de 2011, luego de una gran temporada de la mano de Carlos Trullet vuelve a la Primera División, a falta de 4 fechas, después de 8 años. Terminó el Apertura 2011 en el décimo puesto, logrando así la mejor campaña de Rafaela en Primera. Tras el Clausura 2012 logró por primera vez en su historia jugar dos temporadas consecutivas en Primera, logrando la permanencia con una victoria por 3 a 1 a Godoy Cruz Antonio Tomba.

Hinchada

La Hinchada de Atletico Rafaela es popularmente conocida como “La barra de los trapos”.Esta se ubica en la tribuna popular de calle Victor Manuel durante los partidos que Atletico Rafaela disputa como local.

Ultimos Comentarios